Se encuentra usted aquí

To Mega Therion

To Mega Therion

To Mega Therion

Martes 28 Junio, 2011
1985. Noise

"To Mega Therion" pertenece al salón de la fama del Metal Europeo de los '80 (como al de finales de esa década), tanto la placa en sí como las que le sucedieron -"Into The Pandemonium", "Cold Lake" o el "Vanity/Nemesis" llegando a los '90-. Por ello, no pretendo justificarlo en una reseña de canción por canción, sino que comparándolos con los titanes y mejor aún hablar de QUIÉNES son (o eran) Celtic Frost; es odioso comparar tanto, pero este texto de referencias cruzadas los pone en el sitial que merecen. "To Mega Therion" no tiene el tipo de peso Black Metal a-la- Venom y sin embargo, tiene una cualidad que te atrapa, el doom sónico a la Sabbath y el cambio veloz a la Slayer. A esto le sumamos el no menos importante look y gráficas simbólicas de tiempos paganos -vikingos de antaño y el glam de aquellos años-, más el misterio de su lírica críptica, con otro genio como H.R. Giger en el arte de una portada fenomenal (creada por él mismo -un FAN de Celtic Frost- en 1977 y que llevaba por nombre Satan I). A ésta hay que sumarle otra contraportada también de Giger, era 1983, bautizada como Victory III, lo que seguramente puso a la banda instantáneamente en la iglesia gringa, aquella del fallecido Anton LaVey con membresía vitalicia. Hasta el infierno de Dante era poco comparado con "Mega Therion", pues no es sólo lírico y algo sacro en sus letras, sino algo que se escucha y suena atractivo, incluso hoy día.

Dos mil y tres años transcurridos del nacimiento de los evangelios de salvación, inteligentemente Celtic Frost no recurría a la blasfemia sino a textos apócrifos salidos de la otra cabeza pensante de Ain, el bajista y socio de Warrior. Temas que definen la corriente de Therion... la banda y todas las voces femeninas e instrumentos de cuerdas que haya podido incluso popularizar Apocalyptica vienen de Celtic Frost. Una agrupación que en varias ocasiones postergó el lanzamiento de temas realmente progresivos para su época, sabiendo que iban a ser malentendidos por los fans, especialmente los que todavía querían seguir escuchando los tres mismos acordes arrastrados del "Apocalyptic Raids" en la era Hellhammer.

Y no estoy exagerando. Y también no pasó desapercibido el detalle que tanto Ain como Warrior, no lucían como Death-Black metaleros. Maldita estrechez de criterio, y lo resiento porque el que no haya escuchado "To Mega Therion" y lo que vino después, difícilmente puede entender las raíces del verdadero metal moderno europeo, el mismo que todos amamos al saber de genios que nos resultan familiares por el solo hecho de ser contemporáneos nuestros como Carcass u Opeth. El caso de Sepultura es llevarlo más lejos, Max Cavalera construyó su sepultura aprendiendo Celtic Frost nota por nota, los ejemplos están a la vista y al oído, escuchen y sueñen con un tema como 'The Usurper' y la brutalmente efectiva 'Circle of The Tyrants'. ¿O creían que con 'Procreation of The Wicked' bastaba?

Es cierto que el "Morbid Tales" sentó todos los precedentes para la idea más conceptual del "To Mega Therion", pero es que en esta placa hay "algo indefinible" que hace pensar que la banda estaba al borde del colapso… habían tocado techo y era hora de cambiar. ¿Es que no eran tan técnicos? Cierto también, ya que los solos eran igualmente poco imaginativos como los de Slayer, pero ¿alguien criticaría a los dioses King y Hanemman? NO. La historia de Celtic Frost fue siempre la del karma de músicos que eran blanco de dardos lanzados por críticos que sentenciaban a Warrior y sus compinches como músicos no "tan talentosos"; o sea no tan virtuosos como Watchtower , Testament, Heathen o mejor aún Iron Maiden o Judas Priest. "To Mega Therion" es un paso previo al "revamping" total del metal europeo, baste decir que a partir de 1986 el grupo ya tenía en la cabeza temas seminales como 'Trisstesses De La Lune', un track que existía en "Mega Therion" y pudo haberse publicado luego en "Into The Pandemonium" el 87 y sin embargo, no lo hicieron.

Tom Warrior no supo a tiempo que la única actitud a tomar era la de un "Fuck You bastardo, recuérdame en 15 años más lo 'malos o raros que éramos' y te darás cuenta de tu terrible error". Y no lo hizo. A Celtic Frost y al sello Noise le faltó visión de futuro, algo que Tom Warrior y Martin Ain tenían de sobra. Sólo puedo aconsejarles a la luz del "To Mega Therion", que deben conocer a esta banda, sobre todo en una era como la que vivimos en que en Internet está todo y las compañías de antaño están haciendo cada vez más re-publicaciones de catálogo, en digi-packs alucinantes que incluso te cuentan sabrosas anécdotas de esta banda que no tiene par alguno. Escuchen el 'Journey Into Fear' del Ep "Emperor's Return" (otra opus magna sin el virtuosismo de Y. Malmsteen) y se darán cuenta que "To Mega Therion" no era una sorpresa y se veía venir el Pandemonio a la vuelta del callejón.

Un tortuoso camino siguieron los Celtic Frost, fueron poco reconocidos mientras que Megadeth hacía una canción "extrañamente similar" (que llegó años después) a otro genial track de Celtic -ya en la era de Victor Bryant en las guitarras- llamado 'The Name Of My Bride'. Quizás miembros como Bryant en guitarras, Priestly, el sesionista de la batería y varios vocalistas invitados -marcando una tendencia a lo de la voz más soprano de las mujeres- entraron después para satisfacer a aquellos que siempre quieren virtuosismo sin darse cuenta que en "Morbid Tales" y en el excelente estándar de calidad en grabación para "To Mega Therion", estaba el verdadero talento de tres socios, Thomas Gabriel Warrior en guitarra y voces, Martin Ain en bajo y Reed St.Mark en batería y teclados. Celtic Frost es un nombre, más bien un valor histórico en la corriente del Metal que todavía parece ser subestimado. Fueron tan importantes como Alice Cooper, de quien tomaron esa mínima vertiente melódica vocal, pero son anteriores a Sepultura e incluso a Pentagram o a Morbid Angel y recibieron el tributo de estas bandas y de otras tan importantes y disímiles como Opeth, Mayhem y especialmente Emperor.

Bajo el alero de destacar a Celtic Frost en el Home Metal de Rockaxis, me gustaría recalcar lo progresivo de esta banda suiza liderada por Tom Warrior y con ello debería referirme a los "otros" discos odiados por muchos. Esta agrupación hizo más que lo que la gente podría exagerar por mero fanatismo, históricamente tendrían un sitial en un plano que los pone a la par con Black Sabbath. Claro está, no tenían a un front-man en su período más inspirado, no era Ozzy, se trataba de un guitarrista vocalista -aparte de instrumentos varios- llamado Thomas Gabriel -Warrior, se entiende.

Ya existían joyas como 'Return To The Eve' en el "Morbid Tales", tiempos en que la dupla de Tom Warrior y Martin Ain en el bajo entendía lo que muchos no. No era el virtuosismo instrumental, con ellos se reivindicaba el Master-Riff. Más de un par de buenos de esos hacen de "To Mega Therion" una obra maestra. ¿Por qué? Cualquier fanático dedicado del conjunto debería saber que la agrupación seguía grabando los temas tan clásicos como el 'Return to The Eve' en las jams-sessions del poderoso "Morbid Tales" y los cortes sonaban aún mejor en ensayos y remezclas, mientras que en vivo simplemente destrozaban.

Si hay algo inédito en la historia de esta banda sería su consistencia (y la falta de ella), que se sentía en cambios de integrantes y en un afán algo progresivo de incluir grooves tan fenomenales, sin ocupar una muralla de un riff afinado en RE que daba como resultado que se hablara que el grupo llegaba a ser bailable. ¡Claro! Te bailaban las vértebras del cuello, algo que une a esta agrupación con pares de la categoría de Slayer.

Muchos no se dieron la molestia de darle varias pasadas al CD conocido como "Into Pandemonium", ya que era un desvarío mental (el comienzo de una conceptual relectura del Necronomicon) de un líder que quería ser "experimental" o "avant-garde" y no tener que ir al tribunal de los fundamentalistas del Metal que los acusaron de "posers". ¿Quiénes han sido los que han pesado el tonelaje específico de Celtic para afirmar que The Gathering (Celtic Frost incluyó mujeres en voces melódicas y etéreas cuando NADIE lo hacía), Opeth (de nuevo, maestros suecos) y Therion escucharon el "To Mega Therion" una y otra vez? Fueron pocos, pero son los que saben y por supuesto viven mayoritariamente en Europa.

Moraleja: A Celtic Frost no le vino bien probar la capacidad de asombro de los metaleros frente a un músico astuto como Warrior. Para algunos quedará como el Full-Tilt Satánico del power trío Hellhammer y todo lo que tiene que ver con escribir ensayos y reseñas como ésta es dejar en claro -post-mortem-, lo que estos suizos todavía contienen en sus placas clásicas. Esta vez elegimos el "To Mega Therion" por tratar de probar algún cuestionamiento y responder con argumentos a prueba de balas. "To Mega Therion" lo logra y Celtic Frost no debería ser de esas bandas que aparezcan al pie de página de un sitio que en su Home Metal reconoce la importancia del grupo. Al menos algo parece ser suficiente y conformarnos con lo que se llama justicia divina y es que dentro del revival del metal de la vieja escuela, Celtic Frost ha salido muy bien calificado, mejor que cuando eran nuestros contemporáneos.

PD: Sólo una pregunta al cierre: "Are You Morbid?" Si es así, estás en la liga de los que entienden. Comprendes canciones como 'Innocence & Wrath', 'Tears in a Prophet's Dream' (ambos instrumentales) y la operática 'Necromantical Screams'.

Alfredo Lewin

Tags: 

COMENTARIOS

Contenido Relacionado

Tipo Banda Título Hace...
Novedades Celtic Frost Fallece Martin E. Ain, bajista de Celtic Frost y Hellhammer 3 semanas 6 días
Novedades "Paranoid" de Black Sabbath, escogido el mejor álbum metal de todos los tiempos 5 meses 9 horas
Novedades Hellhammer Hellhammer lanzará 7"EP nunca antes emitido 1 año 4 meses
Bioxs CELTIC FROST 6 años 5 meses
Discos Celtic Frost Monotheist 11 años 4 meses